>> CATEGORÍAS SALUD
Visitanos en:
CONTENIDO DESTACADO
33º Congreso Nacional SEMERGEN COGRESO MEDICO SEEGO 2011
COGRESO MEDICO SEN 2011 VIDEOS AVANCES MEDICOS
Formación Online
Permanentes
Reportajes
>> RSS PODCAST   ICONO RSS PODCAST   Add to Google
>> RSS NOTICIAS   ICONO RSS NOTICIAS   Add to Google

Una producción de:

Mediterranean Wave, S.L.
Barcelona (España)
Si quiere contactar con nosotros:
informacion@vivirmejor.es
http://www.vivirmejor.es
Aviso Legal
Contactar por la Web


>>   miércoles 02 de noviembre de 2011
Salud y Calidad de Vida, Divulgación medico sanitaria con audio y video. Noticias para vivir mejor.

Cursos - Depresión y Suicidio

Última actualización de la noticia: 21/06/2011

Depresión y Suicidio

Depresión y Suicidio

Las depresiones son las enfermedades más relacionadas con el suicidio, ya que es precisamente esta patología la que más porcentaje aporta a las cifras de suicidio consumado. La doctora Ana Díaz, psiquiatra del Hospital de Sant Pau de Barcelona, comenta que del 15-17% de las personas que a lo largo de su vida sufrirán depresión, un 5% consumarán el suicidio.


AVISO:

La información contenida en esta página está destinada exclusivamente a profesionales sanitarios, por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación. Si no es usted profesional sanitario, www.vivirmejor.es recomienda abstenerse de leer este contenido , gracias.


El papel del médico de atención primaria es muy importante ya que ellos son la puerta de entrada al sistema sanitario, y tienen la posibilidad de detectar los primeros síntomas de depresión. Tratar estas enfermedades a tiempo puede evitar que muchos pacientes lleguen a consumar el suicidio. No debemos olvidar que de las personas que mueren por suicidio, dos terceras partes tenían síntomas depresivos. Aún así, también hay otras enfermedades con una alta tasa de suicidio como la esquizofrenia o los trastornos por dependencia del alcoh

El Factor Genético

Los trastornos depresivos tienen un componente hereditario y el suicidio también. Se han realizado estudios con familias, con gemelos y de adopción y se ha podido observar esta agregación familiar.  Tenemos familias con varios miembros diagnosticados de trastornos del estado de ánimo pero sin suicidios y otras familias con los mismos trastornos psiquiátricos con suicidios.

Desde hace ya unos años se realizan estudios genéticos para intentar determinar alguna variante que esté más relacionada con el suicidio. Pero todavía no se tienen resultados concluyentes.

De todas maneras, debemos recordar que el suicidio sigue siendo un tabú en nuestra sociedad y que las familias que han perdido a un ser querido de esta manera no acostumbran a explicarlo, lo que dificulta más su estudio.

Influencia de la Edad y el Sexo

La edad y el sexo de los individuos tienen importancia cuando hablamos de trastornos depresivos y suicidio. Por lo general hay más mujeres afectadas de depresión aunque son más los hombres que se suicidan. Una razón para esto es que los varones emplean métodos más contundentes para acabar con su vida, como armas de fuego o precipitarse desde algún edificio. Las mujeres, en cambio, tienden más a utilizar las intoxicaciones medicamentosas, que son más fáciles de revertir. En cuanto a la edad, la mayor parte de las personas que se suicidan lo hacen a partir de los 75 años, una edad en que las muertes por esta causa se disparan de una forma exponencial. Esto podría explicarse porque con la edad  van falleciendo los amigos, los cónyuges, las personas cercanas y se está más solo. Esto unido a la aparición de enfermedades invalidantes o con dolor favorece la aparición de clínica depresiva y por tanto de riesgo de suicidio. Resulta especialmente doloroso que en gente joven  el suicidio sea la segunda causa de muerte tras los accidentes de tráfico. En este grupo de edad, la depresión, los trastornos de la personalidad y el consumo de tóxicos suelen ser las causas más relacionadas.

Tratamientos

Hay tratamientos eficaces para la depresión y para otras enfermedades psiquiátricas que están asociadas a un alto porcentaje de suicidio. Hace unos años apareció la controversia de que algunos antidepresivos podían desencadenar la aparición de pensamientos suicidas. Posteriormente se ha visto que el beneficio de tratar la depresión con fármacos antidepresivos supera con creces el riesgo de que sean utilizados para acabar con la propia vida.

Conducta suicida previa como factor de riesgo

Que una persona sobreviva a un intento de suicidio no significa que desee morirse de manera permanente. Las personas que efectúan un intento tienen mayor riesgo de consumarlo en el futuro, y de hecho el riesgo se multiplica por 40 en comparación con la población general, sobre todo en intentos graves. Sin embargo, eso no quiere decir que el individuo esté todo el tiempo intentando acabar con su vida. Hace unos años realizamos un estudio de seguimiento de pacientes que ingresaron por intento de suicidio grave y observamos que a los 10 años el 12% de ellos habían muerto por esa causa, pero que el máximo riesgo era durante el primer año tras el alta. Luego el riesgo disminuye considerablemente.

Recaídas

Los acontecimientos negativos de la vida tienen una gran influencia en el hecho de que se produzcan recaídas en las enfermedades mentales. Es importante que se instruya a las familias acerca de los síntoma iniciales para que los puedan detectar y así acudir cuanto antes para una valoración a su especialista. La prevención es fundamental y para ello también lo es estar bien informados.

Video Salud:Depresión y Suicidio, con la doctora Ana Díaz, psiquiatra del Hospital de Sant Pau de Barcelona.:



Certificacion de Web de Interes Sanitario de PortalesMedicos.com Nosotros subscribimos los Principios del código HONcode. Compruébelo aquí. Web Médica Acreditada. Ver más información ¡CSS Válido! Valid XHTML 1.0 Transitional [Valid RSS]

 

 

 

 

HALTED