>> CATEGORÍAS SALUD
Visitanos en:
Publicidad

>> RSS PODCAST   ICONO RSS PODCAST   Add to Google
>> RSS NOTICIAS   ICONO RSS NOTICIAS   Add to Google

Una producción de:

Mediterranean Wave, S.L.
Barcelona (España)
Si quiere contactar con nosotros:
informacion@vivirmejor.es
http://www.vivirmejor.es
Aviso Legal
Contactar por la Web

PUBLICIDAD
>>   miércoles 29 de septiembre de 2010
Salud y Calidad de Vida, Divulgación medico sanitaria con audio y video. Noticias para vivir mejor.  >  Oncología Medica - Todas las noticias sobre el cáncer

Oncología Medica - Cómo tratar una recaída de cáncer de próstata

Última actualización de la noticia: 11/11/2009

Cómo tratar una recaía de cáncer de próstata

Cáncer de próstata

¿Qué ocurre cuando un paciente ha sido tratado por un cáncer de próstata y la enfermedad vuelve a aparecer? Existe la posibilidad de que esto ocurra, y aunque no suele ser algo muy frecuente, es necesario explicar los tratamientos que se pueden llevar a cabo para eliminar este problema de nuevo.

El doctor Benjamí Guix, Onco-radioterapéuta y director médico de la Fundació Imor de Barcelona, destaca la importancia de individualizar los tratamientos puesto que cada recaída es distinta de otra.

El cáncer de próstata se cura en un 98% de los casos, así que las recaídas se sitúan en cifras realmente bajas. Pero como la medicina no es una ciencia 100% exacta como podrían ser las matemáticas, hay que tener presente que el tumor puede reaparecer, por lo que hacer un seguimiento controlado por el doctor es lo más adecuado para detectar posibles recaídas de la forma más precoz. Tal y como hemos comentado, es preciso hacer un seguimiento de cada caso puesto que cada paciente necesitará un tratamiento que se adecue a sus necesidades. De la misma manera, no todas las recaídas son del mismo tipo, así que habrá que prestar la atención necesaria a cada paciente operado de cáncer de próstata. Lo primero que el especialista debe hacer es distinguir la reaparición del tumor: si se ha dado en el mismo lugar que el anterior ( agresividad local) o si se ha expandido a otra zona ( agresividad a distancia). En ambos casos los tratamientos han evolucionado mucho en los últimos tiempos. Otro de los aspectos a tener en cuenta es cuánto tiempo ha pasado desde que se extirpó el tumor hasta que ha vuelto a aparecer. En el caso de que el cáncer se haya vuelto a presentar al poco de la eliminación anterior nos encontramos ante un tipo de tumor cuyas células son relativamente resistentes a la radiación que se aplicó. Así pues, en este caso se aplicará otro tratamiento como puede ser la hormonoterapia. En cambio, si la recaída se produce en un paciente a quien se le extirpó el cáncer hace 6 o 7 años, nos encontramos ante una persona que tuvo una buena respuesta al tratamiento que en su día se le aplicó, así que será conveniente volver a recurrir a la misma técnica. Una de la maneras que reflejan un agravamiento del diagnóstico de un paciente ya tratado de cáncer de próstata es el Parámetro de Gleason. Este escala mide cuánto de agresivas son las células de la próstata en un rango que va del 2 al 10. Según la cifra con la que se catalogue estaremos hablando de  tumores de buen pronóstico, tumores de nivel intermedio y de tumores graves ( los situados en la cifra 10). Son muchas las técnicas que se utilizan para eliminar los cánceres de próstata. Tratamientos con cirugía, con radioterapia o la braquiterapia son las opciones principales. Por lo que a cirugía se refiere, existe una técnica denominada cirugía abierta que se considera un buen tratamiento para este tipo de problemas. Sin embargo, el hecho de que se pueda sangrar hace que las células anómalas se puedan introducir en otras zonas del cuerpo y hagan que el cáncer se expanda. Otro método para tratar el cáncer de próstata es el uso de implantes permanentes de semillas. Éste constituye un tipo de braquiterapia a nivel primario a la vez que es una opción de tratamiento de rescate cuando se produce una recaída.  Las semillas, que van unidas por un hilo de sutura, se colocan en la próstata. Cuando el hilo es reabsorvido por el cuerpo las semillas pueden soltarse y desplazarse de lugar, aunque esto no implica ninguna molestia ni aspecto negativo. Este tipo de braquiterapia es un tratamiento minimamente invasivo que permite tener una mejor calidad de vida y que a penas tarda 3 semanas en hacer que el paciente recupere la normalidad.

1 Ficheros de sonido (11:47 mins):

Reproducir entrevista con el doctor Benjamí Guix, Onco-radioterapéuta y director médico de la Fundació Imor de Barcelona. (11:48 minutos)



Certificacion de Web de Interes Sanitario de PortalesMedicos.com Nosotros subscribimos los Principios del código HONcode. Compruébelo aquí. Web Médica Acreditada. Ver más información ¡CSS Válido! Valid XHTML 1.0 Transitional [Valid RSS]

 

 

 

 

HALTED